Cómo incorporar los Frutos Secos en tu Dieta

13 Dic 2020 Frutos Secos No hay comentarios

Los frutos secos La Montaña Gourmet, son una gran fuente de fibra, proteínas y antioxidantes, aportan grandes beneficios a nuestra salud, y además están riquísimos.

Pero demos un paso más allá. Los frutos secos podemos comerlos solos (y crudos), pero es aún mejor incluirlos dentro de platos para que les den un toque diferente, delicioso y sano.

En este post os vamos a contar cómo incluir los frutos secos para salirnos de lo convencional, por ejemplo en las dietas que tanto nos cuestan.

Ensaladas

Es el plato más recurrente a la hora de hacer dietas o simplemente intentar comer más sano. En ensaladas está todo inventado, pero para no aburriros os aconsejamos añadirle algún fruto seco a vuestra ensalada base. Algunas opciones muy originales podrían ser nueces, pasas, o dátiles. Aportarán buen sabor a la ensalada, además de mucha textura y grandes nutrientes.

Salteados de verduras

A quienes les gusten los salteados de verduras se quedarán satisfechos simplemente con el salteado básico, pero, para aquellos a los que les cueste más, tenemos la solución. A ese salteado con las verduras que hayáis elegido, podéis agregarle unas nueces o unas almendras. Una aportación que cambia por completo el sabor del conjunto, y lo mejor: muy sano.

Pasta

La pasta se puede cocinar de muchas maneras, pero para que se pueda incluir en una dieta lo mejor es cocer el tipo de pasta que más os guste, con salsa pesto o con verduras y añadirle piñones, nueces, o incluso almendras. Quedan unos platos espectaculares, nutritivos y diferentes, que se salen de la rutina habitual.

Pollo

El pollo a la plancha constituye uno de los clásicos platos para una dieta equilibrada, pero cualquiera se aburre de él. Aquí entran en juego las almendras, que son el ingrediente que le aporta ese extra necesario para hacer de un plato sencillo algo mucho más apetecible.

Postre

Cuando llega la hora del postre y se está a dieta, los que más sufren son los golosos. Pero hay formas de hacer postres saludables y riquísimos. Aquí os ofrecemos la opción de mezclar un yogur natural con nueces, almendras o avellanas (el fruto seco que más os guste) y añadirle frutos rojos o frutas de temporada. Los más exóticos le pueden echar también un toque de canela y quedará espectacular. Es un postre dulce, nutritivo y muy saludable.